300 profesionales de la salud de Bogotá inician sus prácticas de rescate de órganos y tejidos donados

 300 profesionales de la salud de Bogotá inician sus prácticas de rescate de órganos y tejidos donados

Cerca de 300 profesionales de la salud, de IPS públicas y privadas de Bogotá, iniciaron sus prácticas de rescate de órganos y tejidos, a través de talleres de simulación médica que ofrece la universidad Antonio Nariño.

El taller está dirigido a personal de los servicios de Unidad de Cuidado Intensivo (UCI) y de urgencias, como intensivistas, especialistas en neurología y neurocirugía. Igualmente, a profesionales en medicina, enfermería y terapia respiratoria. También participan auxiliares de enfermería y técnicos de patología. En el taller aprenden con muñecos inteligentes que recrean situaciones que se pueden presentar durante estos procedimientos con fines de trasplante.

 

Tras haber cursado una experiencia educativa virtual, que fue posible gracias al convenio interadministrativo 0697, celebrado entre el Fondo Financiero Distrital y la Subred Integrada de Servicios de Salud Norte, los estudiantes podrán tener un entrenamiento práctico para fortalecer la gestión operativa de la donación de órganos y tejidos en la ciudad.

 

“1.200 personas han sido capacitadas, de estas 300 tienen la oportunidad de asistir a los talleres presenciales, en espacios simulados que cuentan con muñecos, equipos de monitorización, toma de muestras, laboratorio y todo lo necesario para pasar de la teoría a la práctica. Una simulación de este tipo cuesta entre los $ 5 y 10 millones por sesión y serán 10 sesiones, donadas por la Universidad Antonio Nariño”, dijo el doctor Julio Chacón, médico coordinador del convenio.

 

El curso virtual fue implementado a través del aula virtual del Centro Distrital de Educación e Investigación en Salud (CDEIS) de la Secretaría Distrital de Salud. Cuenta con tres módulos que abordan los procesos de garantía de la calidad en la donación, el rescate de órganos en muerte encefálica y parada cardiorrespiratoria.

 

“Es la primera vez que tenemos una iniciativa como esta, somos pioneros en Latinoamérica en realizar un evento educativo de tal magnitud en esta materia, que nos va a permitir aumentar el número de donantes que beneficiaran a las personas que están en lista de espera para salvar o mejorar su calidad de vida”, agregó Chacón.